jueves, 28 de noviembre de 2013

el Lenguaje del Gobierno

Alexis Márquez Rodriguez
11 oct 2013
Análisis del lenguaje empleado por el gobierno
Por: Circuito Éxitos

"Este régimen se caracteriza por la ignorancia de la lengua" Prof. Alexis Márquez
El gobierno actual se ha caracterizado por tener un lenguaje muy particular, por lo que ha creado confusión dentro del país, debido a los constantes cambios de los nombres a instituciones, además de las nuevas palabras que se escuchan en los discursos del presidente Nicolás Maduro.
Todo esto tiene una razón de ser, por lo que,  Alexis Márquez Rodríguez, escritor, abogado, ensayista y miembro de la  Academia Nacional de la Lengua, un experto en la materia analiza junto a César Miguel Rondón este lenguaje.
El profesor Márquez explicó: “El ser humano tiene una tendencia a ponerle nuevos nombres a las cosas. Pero este régimen lo hace para esconder realidades", usando como ejemplo  “Privados de libertad” en lugar de “presos” una realidad que la trata de esconder  a través de los eufemismos.  Siguió comentando que también existe una tendencia a la imitación, sobre todo hacia Cuba, en cuando a las nuevas titulaciones de algunos institutos.
Otro punto desarrollado es la ignorancia por parte del gobierno en cuanto a la majestad del poder,   “Un presidente no puede emplear cualquier lenguaje como le da la gana" , aclaró Alexis.
Escuche más sobre este tema, aquí. 

martes, 26 de noviembre de 2013

NELÚA PRESENTA NUEVO LIBRO

Nalua Silva
18:46 (Hace 0 minutos)
para bcc: 
Hola a todos, anexo les enviamos la invitación a la presentación del libro Pautas para el Manejo de los hábitat ye'kwana y sanema en el Caura, actividad que se realizará en la Casa de las Doce Ventanas, en Ciudad Bolívar,  el día 4 de diciembre a las 10:30 am.
Agradecemos difundir la invitación, 
Atentamente,
Nalúa

martes, 11 de diciembre de 2012

La poesía de Iris Aristeguieta

Guayana es un nombre mágico, evoca leyendas ricas y dramáticas. Sugiere en la mente de los viajeros mil planes para realizar. A la par del frenesí económico e industrial, se prepara para el movimiento cultural y social y la conjunción total de estos valores nos dará la imagen anhelada.

Y así como los proyectos de industrialización andan de boca en boca, así también un nombre .de poeta joven corre en los círculos artísticos del Estado y la Nación. En nuestras manos poemas de Iris Elena Aristeguieta nos llevan de nuevo a una misión casi olvidada: el comentario estético. Vamos a referirnos al mundo poético de Iris Elena, poesía en donde las imágenes son sacadas del mundo que les rodea y su primer acierto: "pero aquí sobre este río jinetean las míseras barcas que ostentan en su velamen cicatrices mal cosidas". El Orinoco será en todo momento su más fuerte estímulo. Ella nació y siguió contemplando en las largas tardes crepusculares, cómo las atarrayas rasgaban el aire en busca de quietudes finita y por eso dice: "mis manos abstraídas lancen redes a las horas que circundan".

Esto en cuanto al mundo sensorial de la poesía de Iris Elena, que la coloca dentro de una tendencia nacionalista. Pero no se queda allí esta poesía. El mundo emotivo de Iris oscila entre una suave intimidad y ansia universalista. Ese intimismo poético la lleva a expresiones como: "me está durmiendo el recuerdo en las cuencas de mis ojos y tú en l paisaje a creyón.

Mujer de su tiempo se angustia ante la posibilidad de una destrucción total y con voz de dulce protesta exclama: "no hay tiempo para los sueños ni tiempo para los goces", su sensibilidad social irrumpe contra "las dudas" y "los engaños", contra "las noches en ruinas" y "los escombros de voz" y por eso dice que ni ella ni nadie "puede amar el silencio que carcome las entrañas".

Hay también todo un mundo de emociones amorosas en toda la poesía de Iris Elena; ella sigue ver¬tiginosamente el camino de las grandes poetisas del Sur. El mundo amoroso de Iris va desde "el manojo de besos que la circundan" hasta las más fuertes pasiones, como: "El insomnio del amado en sus ojos para que con su vigilia salvaje atraviese sus puntas”-

Su poesía en veces recuerda la lírica griega pasional en otras parece el arpa nacional que gime y palpita cuando los dedos del amado pulsan su universo genial e inigualable.

Profesor José Simón Escalona

Ciudad Bolívar 1959

viernes, 30 de noviembre de 2012

Premio Orinoquia de América 2012


Anoche, 29 Día del Escritor,  en el Laja Real,  Teresa Coraspe  recibió la Placa del Premio Orinoquia de América 2012 como: Escritora columnista del Año, en Homenaje a Trino Mora.

Teresa Coraspe salió del hospital a recibir la distinción.  Allí se hallaba recibiendo la atención médica contra las lesiones que le produjo una bandada de abejas africanizadas que se refugiaban en la casita abandonada de sus guardianes los canes ladradores que sólo muerden a los que les cae bien.

En mensaje a  Nalúa Silva le relata:  Sí, son de esas que matan a las personas, tenían su refugio en una casita de los perros que ellos no usaban; yo siempre las veía y no les daba importancia, hasta que un día botando una rata muerta en el patio, las ví y al botar el animal se vinieron contra mí, me picaron 10; pero ya, fuí en una ambulancia a la clínica y en la noche vinieron los bomberos y las quemaron.

Sobre el premio recibido,  "ya tenía información de esto pero no le dí importancia hasta que ayer nos llamaron a Sobella y a mi para las respectivas Placas, ella, por supuesto como Pintora. El Presidente es José Daniel Sasías (Renzo). Participaron muchos Estados y estuvo muy ameno. Luego los CDA nos reuniremos pronto en el nombre de Dios y de los dioses. Un abrazo de Te.

jueves, 22 de noviembre de 2012

John Sampson Wlliams / José Luois Cestari



22 de noviembre de 2012 a la(s) 11:22 ·

Hay un límite natural entre lo cognoscible y lo ignorado. Yo tengo el privilegio de haber conocido a un ser humano especial. Me refiero a John Sampson Williams. Mi amistad con John se remonta a los comienzos del setenta, cuando acostumbraba ir a la discoteca “L´Enfer” (“El Infierno”), después que salía de visitar a Rosiris Viña, mi novia de entonces, hoy mi esposa. Hasta las diez era la visita en la quinta Santa Rita del Paseo Heres. Después de esa hora, y ya montado en el carro buick sedan de mi madre que siempre manejaba, casi como autómata enfilaba sus ruedas a dos cuadras y media…segundo destino de esa noche y de la mayoría de mis noches…allí llegaba a la más famosa discoteca de la ciudad, la pionera. Amigo del portero, subía las escaleras pasando por aquél tubo ascendente de paredes rojas…abría la puerta…música y luces, bullicio, alegría…como con gríngolas pasaba entre esas tentaciones de falda corta, torcía los zapatos hacia la izquierda y le llegaba al poeta Sampson, siempre sentado en el mismo taburete, pegado a la barra…-“Te esperaba…ya creía que no venías…me dije: un ratico más lo espero, antes de decidir irme”. –“No, John, es que me entretuve un poco allá abajo porque me encontré con Salvador Mares y me estaba hablando de un asunto”. Palabras más, palabras menos, así arrancaba la sesión de estudio…yo estudiaba allí Poesía con John Sampson…por encima del tun tun y la estridencia del sonido discotequero, haciendo caso omiso a la luz negra y a la estroboscópica, poniendo a un lado el saludo cariñoso de los panas que pasaban saludándonos, García Lorca o Antonio Machado se ponían sobre la mesa, entre tragos de buen whiskey a Bs.5,00. Es decir, “La Casa de Bernarda Alba” y “Retrato” tenían que ver mucho más con todo lo de esa noche de turno…es decir, “Mi infancia son recuerdos de un patio de Sevilla, y un huerto claro donde madura el limonero” valía mucho más que cualquier madrugada a la 1am en que me despidiese hasta la próxima noche, con mi profesor y amigo John Sampson. Y siempre, rumbo a mi casa a dormir, me preguntaba por qué nadie antes me había enseñado poesía, y por qué John había venido a ser como una especie de farol en la niebla, permisando a mis ojos para ver el mundo como lo ven los poetas, ergo, los guerreros de la letras despiertas.

Quien estudia poesía bajo la hiedra, que es casi como decir “socráticamente” –como me tocó hacerlo con John- termina dándole la razón a los pájaros, al viento tenor o soprano y al río insomne, que canta incesantemente. Todo es canto. Todo canta. Y los poetas apuramos el trago del instante para pasar al siguiente, atreviéndonos entonces a decir: “procaz Latinoamérica que se levanta sobre las migajas”(J.L. Cestari, “Antepenas y Silencios”), frente a un John ácido que grita: “no olvides querido que al demonio le sobran razones para ser feliz”. Con John aprendí a solfear sin pentagrama y a dormir sin sueño. Por eso, despierto y desafinado, hago mis intentos por entender como “asume la mañana mi defensa, bebo de la mañana su letra vieja (J. Sampson, “Los Habitantes del Agua”). “Tierra que escarban mujeres reclamando reformas en la orfandad de los pavimentos”(de J. Sampson, “Tierra”).

“Dudo del valle donde no han llovido y la conjura tiene su pasto” (J. Sampson, “Traidor de los Aplausos”, a Rosiris y José Luis Cestari, a Glenis y Víctor Medina). Uno de mis poemarios, “Los Diptongos del Padrenuestro”, fue asesorado absolutamente por nuestro poeta y hermano John Sampson, durante muchas tardes en el restaurant “El Faro”, Ciudad Bolívar. Pasados todos estos años, asumí que existen sólo dos personajes a quienes el silencio los arropa cada día más: el poeta y el psiquiatra. Porque no hay nada qué decir. Y tampoco hay tanto qué escribir. Lo hacemos, pero nos reina la síntesis con ahorro de huerto. Sólo las rosas y los olores necesarios.

A John Sampson lo he querido como se quiere a un hermano mayor, a un Maestro. A su lado viajé por cielos de otros colores, visité países ignotos y extraños, me sumergí con Jonás y su barca y salí a flote frente a la nave de Jasón y el Vellocino de Oro. Jugué con las ninfas y los nenúfares, y bailé con ellas al ritmo de los versos de Aquiles Nazoa. Pacté con Andrés Eloy Blanco mi renuncia a tantas cosas irrenunciables. Sumergí mis manos en el crisol de Nostradamus para adormecer a Felipe el Hermoso y así poder jugar con mi madre en sus jardines. Volé libre hacia las cartas de Neruda, raudo, antes que despertaran las abejas. Conocí a Fausto a través de Goethe, bajo las notas wagnerianas, y le ayudé a llorar a su amada Margarita. Pero, lo más importante: aprendí a ser poeta…que es ser nada, o todo, sin que ello importe.

Su prólogo de de mi libro “Tiempo de guijarros” lo conservo cual joya de la Corona de la Madre de Dios. Innecesario ascenso conceptual hizo su amabilísima amistad conmigo, que no olvido. Lo guardo para cierta carpeta que reverbera mi espacio-tiempo, en la que grito de alegría, sin sonido alguno.

Hace tiempo que no visito a John. Hace tiempo que no me juego cuatro versos con él detrás del vino de los rencuentros. Hace tiempo que no escribo versos que me sean útiles. Porque en esta Venezuela de papier maché, de truhanes mojigatos y de tiranuelos de hojalata, lo único que vale es encender la luz y cerrar las puertas. Pero él sabe que lo sigo y preservo, por encima de lo humano que divide y lo divino que trasciende. El sabe que conservo la amable densidad de su amistad como el pan de cada día, “Por eso es violeta el matiz que el verde llora” (J.L. Cestari, “Los Diptongos del Padrenuestro”).

El día llegará que sabremos todo, y los poetas no seremos necesarios. Pero mientras no sepamos qué hacer para desaparecer el llanto del mundo, seguirá mi alma asistiendo a la gótica cita en la atmósfera de cualquier sitio decente para encontrarme con John Sampson, y pueda que aceptemos un verso más, mas nunca una copa menos.

Gracias, John…por tantas cosas!











domingo, 26 de agosto de 2012

VIDA Y OBRA DE TERESA CORASPE


JUEVES, 23 DE AGOSTO DE 2012

POETA TERESA CORASPE

Caracas, 14/04/2012

Taller de Poesía Monte Ávila Editores.



Luis Augusto López Plasencia.



EPEV-Poerrante





VIDA Y OBRA DE TERESA CORASPE







Esta autora nació en 1940 en Soledad. Estado Anzoátegui. Venezuela. Fue co-fundadora del periódico Cero de la Universidad de Oriente, Núcleo Bolívar 1971. Presidenta de la Asociación de Escritores de Venezuela, seccional Bolívar. Secretaria de cultura en el Instituto Venezolano Cubano de la Amistad (1982- 84) y organizadora en el Archivo Histórico de Guayana de la Feria del Libro Cubano del 21 al 31 de Marzo 1984. También fue fundadora de la Comisión de Apoyo Externo al Interno penitenciario 1989 y coordinadora de páginas literarias en varios periódicos de Ciudad Bolívar.

Ha participado en diversos eventos literarios y ha sido reconocida por el Consulado de Colombia por el trabajo cultural en la Dirección de Cultura del estado Bolívar en 1984 y por la Asociación de Artista Plásticos en el mismo estado y año. Obtuvo la primera Mención del Concurso de Poesía José R. Del Valle Laveaux con su libro “Éste silencio siempre” en 1987 de la Dirección de Cultura del Estado. Fue reconocida por la Industria venezolana de aluminio, VENALUM, por su labor en pro de la cultura Guayanesa 1987 y además, un reconocimiento publico por su valioso apoyo al desarrollo artístico- cultural de la región: Aniversario de Ciudad bolívar 1989. Y en el decreto del distrito Independencia- Soledad, Edo Anzoátegui se declara a la ciudadana Teresa Coraspe, hija ilustre de esa entidad, 1996.





OBRAS DE LA POETA TERESA C.

Las Fieras se dan golpes de pecho, Editorial Talavera, Cd. Bolívar, l975.

Vuelvo con mis huesos, Tipografía del Diario El Luchador, 1978.

Vértice del Círculo, Gobernación del Estado Bolívar, Impresos Copy flash, 1987.

Este silencio siempre, Editorial Venezolana, Mérida, l991.

Tanta Nada para tanto Infierno, Ediciones al Sur, Dirección de Cultura del Estado Bolívar, l994.



ALGUNOS DE SUS POEMAS



ANTE LA PUERTA



¡Oh puerta!

¡Cuántas sombras habrán pasado a través de ti!

Y cuando tú no eras puerta, sino árbol, ¡Cuántas sombras

descansarían en tu regazo! Más, cuando tú, aún ni siquiera

Eras árbol, ¿qué mano temblorosa sembraría la tímida semilla

A la tierra, que diera origen a que algún día fueras árbol

Y luego puerta? ¿Dónde están?





MORADAS



De las casas que habité

Sólo tengo fragmentos de recuerdos

¡Fueron muchas!

así mi infancia fue fraccionada por las tantas mudanzas

Pero hay una casa

que se repite en los sueños

quizá porque en ella viví por siete años

y en las noches viene a visitarme poblada de fantasmas

Yo la voy reconstruyendo habitación por habitación

sin omitir ni una puerta o ventana (siquiera)

Pero de todas esas casas

la verdadera es ésta donde habito leo y pienso

y donde los hijos y la infancia dejó huellas profundas

con árboles y flores y el verde y los pájaros y la risa y el

llanto se sientan a la mesa como quien va a misa cotidianamente

Esta casa y las demás casas fragmentadas

son pedazos de vida dejados por ahí

a la par de los días

Y en muchas noches cuando duermo

vuelvo con la llave

a la cerradura que abro con suma facilidad

para habitar en silencio esa casa que se repite

y se niega a ser olvidada

Y la encuentro ocupada

con los mismos muebles que una vez existieron

sólo que voces misteriosas me asustan

quizás son las nuestras

que se quedaron grabadas

en el interior de sus muros

y que la ausencia vuelve entrañas

Por eso mi penúltima casa

la cuido y acaricio porque es la morada de este cuerpo

que un día dejará de ser

Yo la miro largamente para darle vida

y que palpite como una lámpara encendida a media noche

una casa donde el sol se las ingenia para entrar

y acurrucarse en silencio en todos sus rincones

y llenarla de luz como un cáliz venido desde lejos.





***



Dejarse ir a la orilla no es un suicidio

es sólo confundir las rutas

por las que debemos andar

Dejarse ir es despedirse lentamente

volver a la húmeda fuente

que nos arrullará para siempre

lejos del surco y las grietas

marcadas en los pies

Andar de nuevo por senderos olvidados

de donde un día venimos

no sé a qué culpas cancelar

Caminar despacio por la ribera abierta

En línea recta y flotar





Del libro:" Tanta nada para tanto infierno"



Soy ese paréntesis

abierto por la soledad

El círculo que me aprieta

la garganta

La huella que me pisa

al desplazarme

Soy

tantos rostros

Y no me reconozco

ante mi propia sombra

(1987)



Soy la elegida de los desahuciados

Su homónimo

Representante legal

sin saber

quien es el rey de este infierno

ni por qué me seleccionaron

para tanta nada.

(1988)





LOU (A José Luis, hundido en la tierra)



Lou es una mentira fabricada por el tiempo

murió antes de que se fijaran sus cabellos a mi piel

Máscara apretada a todos los misterios del vacío

Va descalza no tiene asidero se tambalea

Lou gritan los árboles y las montañas

Lou gritan los ecos agotándose

Lou no responde su voz fue apagada

por fogonazos de un relámpago bajando desde

los infiernos

y todos los muertos subieron a su espalda

No grites

No llames

No la persigas en los sueños

Ella subirá al monte más alto sobre las estrellas

Desde allí te verá partir.

(1989)





Del libro "VUELVO CON MIS HUESOS"



I

Debo partir. Renunciar a un tiempo que siempre

me perteneció

dejar este espacio de sal

destrozar la estridencia de las horas

despersonalizarme

ahora debo ir desnuda para que las bestias me descuarticen

es su festín

voy a inmolarme

II

Es triste

por las tardes

cuando parten bajeles

hacia la mar/ distantes

cuando las islas semejan puntos sobre el azul

entonces vienes

me habitas

me posees

y me descarno

sobre estos cementerios de sal





Del libro: "Vértice del Círculo"



Quedé atrapada para siempre

en una ciudad que desconozco

y es la misma

que perturba mi sueño

una ciudad que es náusea

y nudo en la garganta

apretada para toda la vida

a mi costado izquierdo

sin llaves ni ventanas

Hundida bajo el paso de mis pies

Una ciudad por donde

la palabra tristeza se desplaza

a sus anchas

Y vivo esta ciudad

la presiento encendida en mi sangre

Cohabito tras sus muros

Y desnuda con los senos al aire

acaricio su larga cabellera de rí

1986





De "Este Silencio, siempre"



Cántico.



Vuelvo a mi antigua soledad, A solas voy porque ella es parte

de mi desde todos los comienzos. Voy a tomar limoneros de los

patios de antaño, ciruelos maduros al caer el alba y a transitar

los senderos de una niñez perdidos detrás de los guayabos y

el viejo dividive. Sentiré nostalgia de seres que no olvido. Sé que

no debo asumir actitudes vacilantes porque la luz volverá del frío

a esta hoguera.

He visto desde aquí que nada nuevo ha sucedido en los tiempos.

Sólo este espíritu divaga sobre catedrales, anda loco detrás de

los vientos y se queda extático ante el río. Yo lo dejo,

aún debo seguir este viaje interminable.

***

Bugs life (Poema 32)



a José Alejandro Peña, este poema,

hoy sábado, un día en el tiempo.



Siento que soy una extraña

cuando hablo no me reconozco

Una generación nueva como un tumulto

hormiguea por las calles

gente que viene y va (pesadamente) dobla en las esquinas

con rostros endurecidos

Camino a la inversa como siempre

Desesperadamente me aferro a un espejo antiguo

hecho pedazos en el tiempo

Un ojo abismal fija en mi su mirada

Yo la sostengo.

Del libro: "La casa sin puertas", 27.09.2003





POEMAS MÁS RECIENTES

Tomado del blog “Teresa en el tiempo”



UNA MUJER DE CAL

Yo voy siendo una mujer de cal

una mujer de arena

una mujer sin sol

una mujer/

que ha roto todos los espacios

para buscar tu rostro

en los escondites de la luna

y mirarte en los reflejos

que la noche permite

Yo soy una mujer carcomida

por la sal de la espera

una mujer de sombra y atadura

Soy quizás lo que no sabes que soy

y tampoco yo sé

sólo sé que espero la última gota

amarga de la desesperanza

estas copas de vino vacías

así como tus brazos azules y lejanos

y mi cintura ceñida en el silencio

boca mía amarrada al borde del vacío

cuarteada sin tus besos

una boca que no puede pedir

porque sabe hasta donde

le es permitido decir

Una boca cerrada con las llaves perdidas.

5 de Diciembre, 2010

ARAÑAZOS TC.

Pueden quedar las huellas

borrarse o ser indelebles

pero hay otras que

no podrán desaparecer jamás

son rasguños profundos /sobre una piel quemada

carcomida y cansada

no es necesario verlos /sino que están

adheridos en las gotas amargas del recuerdo

y que van destilando día a día

en lo cerca o lejano de nuestras vidas

Sé lo que es masticar /las heridas del cansancio

lo absurdo de interrogantes indescifrables

y no es el sello equivocado quien nos marca

es el Sello.30 de Diciembre, 2011



PREGUNTAS PARA ENTREVISTA A LA POETA TERESA CORASPE



En Caracas, 14 Agosto 2012





1.- ¿Cuándo comienza Teresa Coraspe a escribir poesía?

- Comencé a escribir relatos desde niña; y de repente los transformaba en poemas, me sentía mejor con la poesía.

2.- ¿La poesía para ti fue un sueño, deseo, vocación o preparación y estudio?

- Fue una necesidad honda, muy profunda; luego entendí, a partir de mis lecturas que necesitaba preparación, estudio y esto es lo más importante para cualquier arte: la realización personal; no existe poesía, en lo que entiendo como poema sin un contexto de lecturas.

3.- ¿Dentro de que género o corriente literaria enmarca su poesía?

- Mis escritos todos están enmarcados en gritos; son los gritos de un hada loca que recorre los laberintos de vivir; o la corriente del agua enfurecida en su viaje sin retorno hacia la mar… ¡son tantas cosas que enmarcan la gran angustia de escribir! En lo que digo está el marco o señal de mi poesía.

4.- ¿Cómo se describe usted dentro del campo poético según su estilo de escritura?

- Siempre oía decir que, el estilo es el hombre. Es una forma o manera de expresarse; creo que lo que caracteriza mi estilo es la fuerza, la desnudez, el golpe que mi poesía ejerce cuando se enfrenta a sí misma y contra la vida. Quizás por esto tolero amablemente a los suicidas, poetas que no soportaron la interrogante: ¿qué estoy haciendo yo aquí?

5.- ¿Cuántos libros ha publicado en su trayectoria? ¿Puede usted mencionarlos? ¿Son todos de poesía?

- Las Fieras se dan golpes de pecho, Vuelvo con mis huesos, Vértice del círculo, Este silencio siempre, Tanta nada para tanto infierno, La casa sin puertas, y muchos sin publicar….También escribo relatos, uno de ellos publicado por la Asociación de Escritores de Mérida, en su Antología de narrativa.

6.- ¿Cuál de ellos ha cubierto mejor sus expectativas?

- Cuando hago algo asumo la responsabilidad de haberlo hecho, por lo tanto, todos mis libros han cubierto lo que esperaba de ellos, o lo que esperaba de mi.



7.- ¿Cuál fue su última creación? ¿Tiene alguna en proceso actual?

- Desde el 2003 tengo un libro que pasa de las cien páginas: Éxtasis del Mar, es una visión muy personal de La Habana, de su gente, y de su extraño silencio…También tres libros de poesía ya listos en espera de que el río nos deje unas aguas más propicias. Por supuesto, quisiera publicarlos.

8.- Considera usted que tiene alguna obra maestra entre sus escritos ¿Cuál sería?

- La mejor obra maestra es tener paciencia para soportar la vida. Y por supuesto, como es concreta la pregunta, respondo que, tengo absoluta conciencia de que la lectura de mis poemas no defraudará a ningún buen lector de poesía; lamentablemente ha gustado mucho en el exterior, lo sé por las notas y cartas y las Antologías donde se encuentra. Aspiro recibir mucho más de mi país, por eso dije (lamentablemente).

9.- ¿Cuál es la fuente o motivo de su inspiración primordial?

- ¿Qué más fuente que la vida misma? ¿Existe algo más dinámico que esto? Todo autor deja algo de sí en sus obras. ¿Usted se ha auto biografiado en algunas de sus obras? ¿En cuál de ellas? Soy un todo con mi obra, por supuesto, me pongo un disfraz y salgo, pero con disfraz y todo soy yo misma. Aunque a veces digo que no me reconozco.

10.- ¿Hay un lapsus o salto de temáticas en las creaciones poéticas suyas?

- No lo creo, existe el hilo conductor del estilo, la forma, la manera de expresarme. Todo conduce a un mismo cauce. Siempre la palabra delata.

11.- Si volvieras a sus años iniciales siendo poeta, como efectivamente lo eres ¿Qué cambiarias en tus escritos y por qué?

- No cambiará nada porque sería una contradicción en mí misma. Ya dije que asumo lo hecho, quizás como parecerse a la vida que, al fin hace lo que le da la gana. ¿No?

12.- ¿Qué visión tiene usted en cuanto a los nuevos poetas Venezolanos? ¿Qué les recomiendas para mejorar sus obras y calar dentro de una sociedad huidiza o poca lectora de poesía como la actual?

- Existen muy buenos poetas en Venezuela, siempre los ha habido, nuevos o no, lo importante es que están. Y la mejor recomendación es leer, leer de todo, así sean los desechos de papel que sobrevuelan por las calles.

13.- ¿Cree usted que las editoriales venezolanas han abierto sus puertas a las ediciones y publicaciones de obras poéticas?

- No se trata de abrir las puertas, creo que se trata de realizar una buena selección de calidad, no de publicar por cantidad sino ser rigurosos con lo que se publica.

14.- Y de los certámenes ¿Qué opinión tiene?

- Lamentablemente no creo en ellos. No concurso, pero esto no quiere decir que algunas veces reconozca que han elegido lo mejor, pero no en todos los casos, donde abunda el amiguismo y la repartición y la mala calidad de algunas obras premiadas. Esto a nivel internacional también. He sido jurado de varios concursos en otros países, como una ironía, creo.

15.- ¿Ha dictado usted algunos talleres o materias pedagógicas relativas al campo literario poético? ¿Cuáles?

- Sí, he dictado muchos talleres literarios, lo vengo haciendo desde hace varios años, también Ortografía y redacción, y Promoción y difusión del libro y la lectura; Autores, vida y obra, esto último me apasiona.

16.- ¿Habla usted otros idiomas aparte del Español? ¿Cuáles?



- No, es una frustración. Traté en varios y no lo conseguí.



17.- ¿Qué tipo de lectura prefiere?



- Todas, pero por supuesto poesía, ensayos, filosofía, novela, cuentos, relatos, metafísica. (Tengo una excelente biblioteca y muy selecta), a la orden para leer en ella no para prestar libros…



18.- ¿A qué se dedica Teresa Coraspe en éste momento?.

- Leo mucho, escribo y selecciono más poemas; escribo mi página Ojo de Búho en papel para El Diario de Guayana, todos los domingos y también la pueden encontrar en www.arteliteral.com tengo mi blog: www.teresaeneltiempo.blogspot.com

19.- En una visión futurista, ¿Cuáles son los proyectos de Teresa Coraspe en cuanto a sus creaciones literarias?

- Seguir escribiendo y ganarme el Premio Nobel de Literatura. Tengo todo el derecho a soñar y sentir e inventarme historias, ¿Acaso los escritores no viven de sus inventos?

Gracias…





COMENTARIO DEL TALLERISTA

Las casualidades también la pintan calvas como la suerte. Algunos poemas colgados en la red, me llevaron y no sé cuando, al blog de Teresa Coraspe; ésta poeta venezolana de bajo perfil pero no por su grandiosa pluma y tinta, o por los meritos alcanzados en las letras, sino por la poca pronunciación de su nombre en las lides literarias venezolanas. A menos para el común de la gente de donde me inscribo y en la que ahora incursiono con ímpetu, ansioso de saber.

En éste periplo del trabajo dirigido, tuve que recurrir a internet para hallar información sobre ella; hasta sus poemas los bajé por ésta vía debido a la impronta del tiempo para entregar el trabajo y la imposibilidad de conseguir sus libros en los anaqueles de la librerías, aun cuando indagué en muchas de ellas.

La ansiedad de saber, de conocer; esa chispa inconforme que llevo en mi sangre me obligó a penetrar en las páginas web que de a poco me llevarían al correo de Teresa Coraspe, con el deseo de contactarla para realizarle una entrevista. Bello gesto de la poeta al aceptarme tras mi presentación y responder de manera clara y concisa cada una de las preguntas que le preparé. Dado el primer paso, otras cosas fueron apareciendo, se fue desvelando la figura y obra de ésta insigne poeta venezolana tras los poemas que cuelga en su blog y en algunas páginas de corte internacional donde participa.

En los pocos poemas de ella, que he podido leer, termino coincidiendo con los comentarios que algunos usuarios y amigos de sus páginas han hecho sobre sus obras. Veo un enclaustramiento de su personalidad, una visión de mundo desde la inmensidad característica de cierta soledad y extrañeza, una perspectiva urbana que se resguarda y asegura en lo rural. Entraña melancolía, anhelos, querellas de otros australes tiempos. A Teresa la veo y la siento como una utópica pasajera que desgrana la mazorca, que talla la madera y busca en la veta el sentido de una existencia. Y estos pensamientos míos, al final, son corroborados luego de la entrevista que logré realizar.



Grande Teresa…grande poeta Latinoamericana